Un gallego gestionando una de las mayores ganaderías de vacuno de leche de Nueva Zelanda

Fernando, “Ferreiro”, de Bama (Touro) es un gallego que desde hace años se ocupa de formar al personal y establecer protocolos de trabajo en Canterbury Pampas Ltd, una de las mayores ganaderías de Nueva Zelanda, con algo más de 6.000 vacas en ordeño. Nos explica cómo trabajan

Un gallego gestionando una de las mayores ganaderías de vacuno de leche de Nueva Zelanda

Fernando midiendo el pasto

Fernando, “Ferreiro”, de Bama (Touro) es un gallego que desde hace años se ocupa de formar al personal y establecer protocolos de trabajo en Canterbury Pampas Ltd, una de las mayores ganaderías de Nueva Zelanda, con algo más de 6.000 vacas en ordeño. En esta entrevista nos explica como es la producción de leche en Nueva Zelanda y las lecciones que puede tirar Galicia.

¿De donde surge tu interés por la ganadería?
Si soy honesto, yo no tengo interés por la ganadería, sólo pretendo ganar un sueldo acorde a mi productividad para lograr una determinada calidad de vida. Trabajo en esto porque en mi casa, en la parroquia de Bama, en el ayuntamiento coruñés de Touro, siempre hubo y hay vacas y se vivía y viven de ellas.  Y el entorno me llevó a trabajar en esto.

Al finalizar los estudios estuve trabajando en otros sectores, y en un momento determinado decidí trabajar en la explotación de mis padres, y ahí empezó todo. Cada vez sentía más curiosidad por todo lo que englobaba el sector.  Intentaba absorber toda la información posible (revistas, charlas, cursos…etc). Me acuerdo que bombardeaba de preguntas a los técnicos, que mucho me ayudaron y a los que les mando un saludo.

¿Cómo acabas trabajando en Nueva Zelanda?
Todo esto fue por curiosidad por tener ganas de conocer y de aprender. Siempre se escuchaba hablar de que determinados países hacían mejor las cosas que nosotros  los gallegos, y fui a ver si eso era cierto. Todo empezó con una oferta de trabajo que me llevó a Irlanda y de ahí a conocer el Reino Unido y algún otro país de Europa. Y ahora Nueva Zelanda.

Explícanos un poco como es el trabajo que realizas y como es la granja en la que trabajas.
Canterbury Pampas Ltd es una empresa  que está formada por 5 granjas distribuidas por todo lo largo de la isla sur de Nueva Zelanda.  En total, se ordeñan más de 6000 vacas. Para decirlo de una manera rápida: básicamente me ocupo de establecer protocolos de trabajo y de entrenamiento e incorporación de personal en la granja. Por ejemplo, de cómo sacar las vacas de una pradera y llevarlas a la sala de espera para ser ordeñadas, pues medimos el tiempo en llegar de la pradera a sala; la velocidad de avance del ganado, se mide el pasto residual (pasto que dejaron las vacas sin comer)  y se planea el nuevo pasto a comer, hacer el chequeo de bebederos y  de la potencia del pastor, etc. Pues todo esto, aunque parezca mentira, tiene unos procesos para hacerlo y unos tiempos establecidos.

El objetivo es ser más eficientes en el trabajo para manejar más litros de leche por persona. En este momento estamos en cerca de los 8000 litros diarios por trabajador presente trabajando.

¿Qué importancia tiene el sector lácteo en Nueva Zelanda?
Nueva Zelanda produce  casi 21 millones de toneladas de leche y este año se cuenta con un incremento del 5%. De las vacas neozelandesas sale casi el 5% de la leche mundial y el país produce el 17% de los productos lácteos comercializados internacionalmente (la cooperativa Fonterra produce 49% de la leche entera en polvo del mundo).

Además, es de destacar que Nueva Zelanda exporta el 95% de su producción, principalmente a China, Japón, Estados Unidos y Unión Europea. El sector lácteo representa el 40% de las exportaciones del país. En determinadas condados de Nueva Zelanda el sector lácteo (granjas e industria) ocupa al 22% de la población activa, con un promedio del 12% en todo el país.

Toda esta leche la producen 5 millones de vacas repartidas en 11.900 ganaderías y con un promedio de  1.800.000 litros anuales por granja.

Todo este oro blanco es recogido por la cooperativa Fonterra, (que copa el 85% de la leche recogida) y por otras industrias como Synlait, OCD, Westland,  Miraca, Oceania y Tatua. La leche es transformada mayoritariamente en productos industriales, como quesos, leches maternizadas, leche A2A2 , yogur, helados, mantequilla y postres lácteos.

Sobre todas destaca Fonterra, una cooperativa que tiene 50.000 empleados y que es propiedad de 10000 ganaderos, que tienen que obtener 1 acción por cada kilo de sólidos lácteos entregado a la fabrica. El valor de la acción en estos momentos es de algo más de 6 dólares neozelandeses.

¿Cómo están en este momento los precios de la leche en Nueva Zelanda y cuáles son las previsiones para este año?
La previsión para esta campaña (2018-2019) va a ser un 5% más de producción de leche  comparada con la campaña anterior.  En Nueva Zelanda la leche se paga por kilo de materia seca (sólidos), no se premian los litros. Sin embargo, para cobrar el precio máximo se exigen una serie de calidades: bacterología cfu/ml < 10000, termoduricos cfu/ml < 1500, coliformes cfu/ml < 300, RCS < 150000, Inhibidores IU/ml <0,003 IU, calostros < 1, 35 gramos por litro y agua <=  a -0.513  del punto de congelación. Se sacan muestras aleatorias y obligatorias 3 veces por semana y que son analizadas en la  cooperativa y, a mayores, se sacan muestras otras 2  veces al año para analizar las aflatoxinas que tienen que quedar por debajo de 20 ppt.

Si hablamos de grasa y proteína, es muy variable durante la época del año, ya que la producción es estacional, pero de promedio está en 3,9 % de proteína y 5% de grasa. En el caso de Pampas Ltd estamos ahora incluso en 5,02 % de proteína y 6,24 % de grasa.

En cuanto al precio de la leche tenemos que hablar del Kg de materia seca de la leche que está en los 6,60$ neozelandeses; es decir, unos 3,96 € por Kg de sólidos.

El futuro nadie lo sabe, pero se habla de que crecerá a un ritmo del 5% en producción de sólidos y el precio empezará en septiembre (nueva campaña) en los 7,25$ Nz

¿Cómo establecen el precio de la leche en ese país?
El precio de la leche de NZ  se fija determinando los ingresos que obtendría Fonterra si el equivalente de toda la leche que  recoge se convirtiera en especificaciones de producto: leche en polvo entera,  leche en polvo desnatada, subprodutos como BMP y HMA. Los precios de los productos de referencia se reflejan en el Global Dairy Trade (GDT) cada 2 semanas en el mes.

Y por otra parte,  se deducen los costes  que provienen de los costes reales de la actividad de Fonterra (transporte de la leche de granja a la fábrica, fabricación de los productos de referencia de productos básicos, coste de transporte al punto de exportación, gastos de venta y administración, deducción por depreciación de activos fijos y un retorno por inversión de capital). Y el saldo resultante comprende la cantidad a pagar a accionistas y a los socios empresarios/ganaderos en $/Kg de sólidos  recogidos.

El modelo neozelandés se ponen a menudo como ejemplo a nivel internacional de producción de leche a bajo a coste. ¿Realmente son tan bajos los costes de producción?
Presumen de tener los costes de producción más bajos de los países consolidados cómo productores de leche y sólo la India produce más barato, pero siguen mejorando para ser más competitivos. En este momento los costes están en los 3$ por kilo de sólidos de beneficio bruto calculado antes de la deducción de los gastos financieros.

 “La clave de la eficiencia de Nueva Zelanda en producir leche es su manejo del pasto”

Las ventajas que  tienen son: clima como el de Galicia, sobre todo en la isla sur; todo el terreno junto, con fincas de cientos de hectáreas y con la sala de ordeño en el centro de la finca; regadío con agua suficiente para regar toda la primavera y verano y parte del otoño y sin  mucho coste y están especializados en la técnica pastoril de coincidir la curva de lactación de la vaca con la curva de crecimiento de la hierba, para lo cual hacen concentración de partos. La clave de su eficiencia es el manejo del pasto.

¿Como es la ración y el manejo del ganado vacuno de leche en Nueva Zelanda a lo largo del año?
No hay ración  TMR,  no hay carros mezcladores directamente, o por lo menos yo aún no los vi.  Las vacas se alimentan directamente  en los pastos y están todo año a la intemperie, por lo que no hay cuadras y el único cobertizo que hay son las salas de ordeño y para guardar los terneros. Las vacas van del pasto a la sala y de la sala el pasto. El pasto suele ser de raygrass inglés y trébol blanco, y en las épocas de invierno y final de lactación, secas y principio de lactancia pueden pastar remolacha y kell, con su cambio de minerales correcto, que se aplica en el agua de bebida.

“En las granjas ni si ensila ni se da pienso”

El manejo de los animales se basa en el rendimiento del pasto, de forma que cuanto más pasto en cantidad y calidad más sólidos por hectárea. Es decir, cuanto más pasto seamos capaces de producir más vacas podremos meter por hectárea y menos insumos consumiremos. De hecho, en las granjas ni si ensila ni se da pienso. El  silo de hierba es considerado un coste muy alto por el rendimiento que crea.

En Pampas Ltd estamos con una carga ganadera de 4,2 vacas por hectárea al principio de lactación y de 3,5 cuando secamos. No se suplementa nada, ni forrajes ni pienso. Las novillas se van para otra granja donde se llevan con 1 mes y se traen con un mes antes del parto, dos años después aproximadamente.

¿Qué razas emplean y que destacarías de las mismas?
Las razas más empleadas son las Kiwicross y las Frisonas Nezelandesas y Jersey. Todo el semen es seleccionado en LIC,  una cooperativa de más de 11000 socios y donde cuentan con un centro de testaje de los toros y hacen el control lechero entre otras cosas.

 “Las kiwicross son máquinas de transformar hierba en sólidos”

En todo caso, la raza más utilizada, con cerca del 70% de la cabaña ganadera, es la kiwicross. Estas son vacas de poco tamaño y peso (con 450 kg ya es una vaca muy grande) que tienen muy buena movilidad, con una capacidad de ingesta de no más de 17 kg de materia seca, y que destacan por las buenas patas, por el alta fertilidad, empreñan fácil y también paren sin problemas, y porque producen leche con altos sólidos. Las kiwicross son máquinas de transformar hierba en sólidos.

En cuanto a la frisona neozelandesa, ya es una vaca más grande y más lenta, con un peso de 550 kg, y da algo más de leche pero menos sólidos que la kiwicross y da algo más de problemas en estos sistemas extensivos, por lo que cada vez es menos utilizada en Nueva Zelanda.

El numero de partos por vaca es bajo, unos 3,5, y se descartan muchos animales por problemas de patas, así como los animales viejos, lentos andando o ordeñando o por no empreñar. Los animales ineficientes se van eliminando según se va reduciendo el pasto.

La producción media de leche por vaca y lactación anda cerca de los 5000 litros de leche, con 400 kg de sólidos por vaca. La gente dice que el sistema extensivo da más calidad de vida a las vacas, y por el contrario duran más, pero eso merecería un debate sobre que sistema da más bienestar a las vacas.

¿Es un factor limitante el acceso a la tierra en Nueva Zelanda?
La tierra siempre es un factor limitante, y en este país más porque ganaderos, agricultores y viticultores compiten entre ellos por acceder a la base territorial. Pero los mejores posicionados son los ganaderos, porque cuando tienes una finca de 500 hectáreas para hacer pasto es muy difícil crecer debido a las características técnicas, pues las vacas pueden caminar un número limitado de km al día.

Los precios de la tierra arable se mueven cerca de los 50000 $ Nz por hectárea,  pero  depende en que sitio y si es con regadío o sin él. Normalmente las operaciones de compra o de alquiler son de granjas enteras o propiedades. Un elemento importante es que la tierra en este país no se puede dividir, lleva así desde que llegaron los primeros colonos británicos.

¿Qué cambios está habiendo en el sector?
Está habiendo un cambio donde se están consolidando aquellos empresarios ganaderos, gente joven con alta capacidad de gestión, que manejan sus empresas de producción de leche con costes cada vez más bajos, con  bajo nivel de endeudamiento y con una alta producción de sólidos por hectárea, porque saben que es la única manera de manejar la volatilidad de los precios.

¿Cómo manejan las praderas los ganaderos neozelandeses?
Las especies que se siembran en praderas normalmente dependen de las zonas, pero suele ser una mezcla entre raygrases ingleses  en sus variedades de tetraploides o diploides, donde pueden ser muy precoces hasta muy tardías.

Siempre se toma como testimonio el Nui como valor cero. Así, si una variedad espiga 21 días antes que el Nui es considerada  muy precoz, y si tarda  22 días después es considerada tardía.

También siembran en la mezcla tréboles blancos de hoja ancha mediana o pequeña, y tréboles rojos. En la mezcla también incluyen festucas y Kikuyo -un raygrás tropical- y también Cocksfoot, conocido en Galicia como la pata de gallina.

 “Las praderas llegan a producir 17 toneladas de  materia seca por hectárea y con una calidad superior a 1,06 UFL”

Las ganaderías que hacen un buen manejo del pasto y con regadío están siempre por encima de las 17 toneladas de  materia seca por hectárea y con una calidad superior a 1,06 UFL.

El suelo tiene una capa de 15 centímetros y a veces menos de cobertura vegetal o arable. Son suelos de textura muy arenosa, con muy poca materia orgánica y por debajo hay piedra y cantos rodados.

El PH esta siempre entorno al 6. Se hace un solo abonado de fósforo y potasa al año. Las dosis son muy variables por finca, siempre dependiendo de las  analíticas de tierra y de lo que permita la legislación.  En el tema  del nitrógeno estamos limitados  a 220 unidades de nitrógeno por hectárea al año.  Lo ideal es que el pasto tenga entre 1 y 1,5 kilo de N al día para el crecimiento de la hierba. La pradera se renueva únicamente cuando no rinde las toneladas esperadas.

Por el contrario, ¿En que aspectos consideras que habría que mejorar o que debilidades detectas en el sector en Nueva Zelanda?
Todo es mejorable pero para mí la prioridad más importante es que con un mejor manejo de los animales mejoraríamos la cantidad de sólidos producidos por vaca e incluso su vida productiva. Creo que se centran mucho en el pasto y la vaca la dejan un poco de lado,

¿Cuáles son las principales preocupaciones de los ganaderos neozelandeses en este momento?
Las preocupaciones más grandes de un ganadero son los efectos que crean sobre el medio ambiente y la preocupación de como son producidos sus productos. También tienen temor por las tecnologías disruptivas (leches de soja,  coco, avena, yogures sin leche, etc) y les preocupa la falta de mano de obra, de forma que cada vez más tienen que recurrir a gente de otros países.

¿Son atractivas las condiciones laborales en cuanto a salario y horarios?
Los salarios son muy competitivos y las condiciones son muy buenas. El salario básico está en los 1800 euros al mes para personal en proceso de entrenamiento. Los sueldos de los managers son muy altos, dependen de la productividad, pero como mínimo están en los 4800 euros, fuera de impuestos. Los salarios son altos, pero la exigencia también es muy elevada.

Así es la granja en la que trabaja Fernando:

¿Está entrando la robótica con fuerza en el sector, también en el ordeño?
Siempre es atractivo para el ganadero el ordeño robotizado, como no, pues a priori piensa en las múltiples ventajas del robot. El problema es que de momento no hay robots que traigan las vacas del pasto al robot de ordeño. Pero sí que alguno se está instalando, de hecho aquí del lado hay una granja que tiene 24 robots. Pero la opción que más está gustando son las salas rotativas robotizadas.

¿Quién le ofrece asesoramiento a los ganaderos?
Cada granja puede tener consultores o servicios veterinarios privados. Pero normalmente varias granjas contratan en conjunto especialistas en determinadas áreas  para que les ayuden a ser  más productivas y sólo trabajan para esas granjas.

“El asesoramiento de las granjas es independiente, lo hace Dairy Nz, y es pagado por los ganaderos”

Pero el asesoramiento normalmente procede de Dairy Nz, una organización independiente sin fines de lucro y sin intereses comerciales, que está dedicada a investigar y desarrollar herramientas de extensión. Esta organización  está financiada por las granjas con 0.036$ NZ por kilo de sólidos vendidos. Hacen actividades como centros de discusión de grupos de granjas o dan clases para los empleados que trabajan en las granjas, u ofrecen masters junto a la Universidad de Hamilton. Es todo uno circulo aprendizaje continuo.

¿Hay relevo generacional en las ganaderías?
No porque aquí comprar y vender granjas o arrendarlas es normal. Los que se dedican a producir leche normalmente son particulares o empresas que compran las propiedades o las alquilan y ponen a trabajar a otras personas. Cada vez hay menos tradición de ser ganadero y lo que hay más son propietarios de unos determinados recursos que son explotados total o parcialmente por otra persona o empresa mediante un contrato. A esto se le llama Sharemilker o también Contractmilker.

“La percepción de la sociedad neozelandesa es que sin sector lácteo no hay país”

La percepción de la sociedad es que sin sector lácteo no hay país, porque crea riqueza económica, paisajística, cultural,  medioambiental, y turística. Saben que sus productos son vendidos en el mundo entero con la percepción de que provienen de un medio ambiente limpio y verde, 100% pure New Zeland

Con la perspectiva que te da haber trabajado en ganaderías de vacuno de leche de varios países ¿Cómo ves la situación del sector lácteo gallego? ¿Cómo podemos ser competitivos?
Primero decir que los ganaderos gallegos y la gente que trabaja con ellos son realmente mis ídolos, porque lo que ocurre en Galicia si pasa en otro lado no había sector, estoy totalmente seguro. La única ventaja y la más importante que tienen en este mercado tan agresivo y competitivo es su tenacidad y actitud por mejorar. Son los mejores con diferencia.

“Los ganaderos gallegos como ganaderos son supercompetitivos, con los recursos que tienen hacen cosas increíbles”

Los ganaderos gallegos como ganaderos son supercompetitivos, con los recursos que tienen hacen cosas increíbles. Los que son unos incompetentes e ineficientes son la administración, con políticas nulas y sin ideas para mejorar el sector lácteo.

Los segundos culpables son los sindicatos que llevan influyendo en el sector para sacar su beneficio y nunca el de los ganaderos.  En tercer lugar coloco a las cooperativas que siguen siendo los nidos de los nuevos caciques que ahora se agrupan para hacer oligopolios de venta de pienso, pero no piensan en mejorar las políticas de  ventas, de creación de nuevos productos y en la búsqueda de nuevos mercados.

“El problema principal del sector gallego es que no hay un plan estratégico”

En cuarto lugar está la industria que está en su paraíso: manejan 7 millones de toneladas de leche en toda España sabiendo que se consumen 9 millones de toneladas y, claro, les llega con meterla en un brick y ya ganan suficiente. El problema real del sector es que no hay un plan estratégico que una las diferentes partes del sector y se vaya en una dirección.  Suiza lo tiene,  Irlanda, Holanda, Alemania,  Canadá, USA, Italia, Reino Unido, Arabia Saudí, Nueva Zelanda….etc lo tienen.

La mejor herramienta para ser más eficiente es saber que tienes apoyo y que tu leche va a ser vendida en el mercado con productos de alto valor añadido. Si esto no va unido a los resultados técnicos de una explotación, las granjas acabarán por ir desapareciendo, poco a poco. Por muy buen granjero que seas, porque estos países que nombré van a por todas y sin piedad. Mirad para Irlanda por ejemplo.

¿Qué planes tienes para los próximos años a nivel laboral?
Intentar aprender lo máximo posible de este sector. El futuro y lo que pasará no lo sé.

¿Algo más que quieras añadir?
Suelo decir que el sector lácteo en Nueva Zelanda es un conjunto de escalones muy bien unidos para lograr un objetivo común, no solo para el sector, sino para toda la sociedad neozelandesa. FONTERRA no solo vende productos lácteos, sino que vende sensaciones: sostenibilidad, medio ambiente, paisajes, vacas felices…etc. Es una marca reconocida mundialmente, hacen marca, hacen país, se diferencian.

El vacuno de leche de Nueva Zelanda en fotos:

NOVA ZELANDA PASTOREO 1 NOVA ZELANDA PASTOREO 2 NOVA ZELANDA MUXIDO 1 NOVA ZELANDA MUXIDO 2 NOVA ZELANDA REMOLACHA 1 NOVA ZELANDA PASTOREO 3 NOVA ZELANDA KELL 2 NOVA ZELANDA KELL 3 NOVA ZELANDA TREVO 1 NOVA ZELANDA GRANXA PLANO 3 NOVA ZELANDA GRANXA PLANO 2 NOVA ZELANDA GRANXA PLANO 1

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK | Más información