Récord de exportaciones de la industria forestal en el 2018, ralentización en el 2019

La cadena gallega de la madera ha presentado el informe de actividad de la pasada campaña, que se cerró con un incremento de la facturación, del empleo y de las ventas al exterior

Publicidade
Récord de exportaciones de la industria forestal en el 2018, ralentización en el 2019

Presentación del informe sobre la industria forestal, hoy en Pontevedra.

La industria forestal gallega mantiene la línea de crecimiento de las últimas campañas, con un nuevo récord de exportaciones por valor de 911 millones de euros en el 2018, un 4,6% más que en el anterior ejercicio. También mejoraron las cifras de facturación del sector, que rondan los 2.300 millones de euros (+2%) y de empleo, con más de 21.000 empleos directos en la cadena de la madera (+4,8%), situándose ambas cifras en niveles similares a los anteriores a la crisis iniciada en el 2008.

El principal capítulo de facturación de la cadena es el de tableros y pasta de papel, con 1.043 millones de euros, seguido de rematantes (462 millones) segunda transformación de la madera (405 millones) y aserrado y primera transformación (384 millones).

Los datos se dieron a conocer hoy en Pontevedra en un acto organizado por la Axencia Galega da Industria Forestal (Xera) en colaboración con la Escola de Enxeñería Forestal (Uvigo). La presentación del informe 2018 de la cadena de la madera corrió a cargo del director de la Escuela, Juan Picos, que también fue el coordinador del trabajo.

Picos destacó la evolución positiva de los distintos sectores de la industria forestal, salvo la excepción de la segunda transformación, que redujo su facturación un 17% “por el retroceso de segmentos como el contract”. El contract, centrado en la elaboración de mobiliario para cadenas de establecimientos o hoteles, había experimentado un crecimiento del 26% en el periodo 2015-2017, pero el volumen de facturación internacional alcanzado no se pudo mantener en el 2018, si bien para 2019 se espera una estabilización de sus números.

Los crecimientos de facturación de la industria forestal en el 2018 se produjeron principalmente en el sector del aserrado (+8%) y en las industrias del tablero y pasta del papel (+9%). También los rematantes forestales, que se encargan de la tala y saca de la madera en el monte, mejoraron sus cifras en alrededor de un 2%.

Exportaciones

Evolución de la exportación de los distintos sectores en las últimas dos décadas.

Evolución de la exportación de los distintos sectores en las últimas dos décadas.

Las exportaciones de la industria forestal, que se duplicaron desde el año 2000, tienen como principales destinos los países europeos (79%), con un total de 47 países en Europa destinatarios de exportaciones gallegas. Por valor total, los principales destinos fueron Portugal (194 millones de euros), Francia (94,5) y Alemania (80 millones de euros).

En el segmento de madera en rollo, sin transformar, destaca Portugal, con 103 millones de euros. El país vecino también es lider en importanciones de tableros y madera aserrada (73,3 millones), en tanto Alemania figura a la cabeza en compras de pasta de papel (68 millones de euros), seguido de Polonia (42 millones).

En cuanto al Reino Unido, que se espera que cierre el Brexit próximamente, las ventas gallegas de la industria forestal totalizaron 48,4 millones de euros, de los que 38 fueron manufacturas de madera (tableros y madera aserrada) y 6,7 millones en mobiliario.

Perspectivas del 2019
Los datos que se conocen ya del 2019 apuntan a una ralentización del sector, con leves descensos en facturación y ventas al exterior. Lastran los números factores como la caída del precio internacional de la pasta de papel, unida a la incertidumbre de los mercados internacionales por cuestiones como el Brexit o las batallas arancelarias entre distintos países.

Anuncio de ayudas para construir en madera en el rural

El acto de presentación del informe sobre la industria forestal contó con la participación del conselleiro de Economía, Francisco Conde, y del director de la Axencia Galega da Industria Forestal, Ignacio Lema, que anunciaron para 2020 una línea de ayudas destinada a personas jóvenes que quieran construir viviendas en madera en el rural.

La construcción con estructuras de madera, tanto de viviendas unifamiliares en el rural, como de edificios de varias plantas en ámbito urbano, es una tendencia en crecimiento en toda Europa. El buen comportamiento arquitectónico de la madera contralaminada, junto con su carácter de material verde y sostenible, explican esa expansión de uso, que también está llegando a Galicia.

La Xunta ya acometió un centro de salud en madera en la Laracha y proyecta otros dos en O Porriño y en Moaña.

Buque insignia contra el cambio climático
Al respecto del empleo de la madera en la construcción, Juan Picos destaca que ese uso representa el “buque insignia” del sector forestal contra el cambio climático. “Cuanto más produce el sector forestal, más colabora en la lucha contra el cambio climático, pues permite reducir los gastos en combustibles fósiles de otros sectores”, destaca.

Así, los estudios concluyen que una casa elaborada en madera tiene como mínimo una huella de carbono un 40% inferior a una vivienda elaborada en hormigón y ladrillos.

Fibras textiles
El crecimiento del uso de las fibras textiles elaboradas a partir de la madera, que se espera que crezca a un ritmo del 3,9% anual, es también una buena noticia a nivel de cambio climático, pues permitirá una reducción del uso de fibras sintéticas derivadas del petróleo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK | Más información