Preocupación en el sector del vino por el Brexit y las medidas de Trump

La subida arancelaria del 25% en los EEUU, que entra en vigor este viernes, y la incertidume del Brexit amenazan la internacionalización de las bodegas gallegas, que apostaron en muchos casos en los últimos años por abrir mercados fuera. El mayor perjuicio estaría en las Rías Baixas, con un mayor volumen de exportación a los Estados Unidos e Inglaterra.

Publicidade
A D.O. Rías Baixas exporta neste momento o 30% da súa produción con EEUU e Reino Unido como principais destinos

La D.O. Rías Baixas exporta en este momento el 30% de su producción, con EEUU y Reino Unido como principales destinos

Representantes de las cinco Denominaciones de Origen gallegas muestran su honda preocupación por cómo pueden acabar afectando a los bodegueros de la comunidad las medidas proteccionistas que se avecinan en los Estados Unidos y en el Reino Unido, dos de los países de destino de los vinos gallegos, que han ido incrementando su cuota de mercado exterior en los últimos años.

A mayores de suponer un freno a las exportaciones a estos países por el encarecimiento del producto, las distintas marcas tendrán que responder al cambio de condiciones aplicando distintas medidas en función del margen comercial con el que cuenten en este momento, reduciendo en algunos casos a rentabilidad existente o buscando otros mercados que puedan asumir el volumen de vino destinado a esos dos mercados.

Aunque la subida arancelaria afectará en teoría más a aquellos productos con menor valor añadido, es decir, de menor precio o menor margen de venta, y en el caso de las exportaciones de vinos gallegos se sitúan en el lado contrario, al tratarse de vinos de un segmento medio alto ubicados en muchos casos en un mercado más gourmet, con un precio medio de exportación mayor que el promedio de los vinos españoles exportados, los efectos del incremento impositivo acabarán dejándose sentir también.

Rías Baixas exporta el 30% de su producción total por un valor de 40 millones de euros

La mayor o menor afectación tendrá que ver con el volumen exportado de manera individual por cada bodega y también con el peso que para cada una de ellas suponen los mercados de EEUU y Reino Unido. En el conjunto de las Denominaciones de Origen, la más afectada será Rías Baixas, que destina a la exportación ya en este momento el 30% de su producción total. Además, para los vinos albariños gallegos los mercados estadounidense y británico son vitales, pues en conjunto representan más de la mitad de sus ventas en el exterior. En total, 9.579.273 de botellas de Rías Baixas se vendieron en los mercados de exportación durante 2018, que suponen algo más de 7 millones de litros, de los que 3,8 millones de litros viajaron hacia EEUU y Reino Unido.

“El palo es tremendo porque coincide que tanto los EEUU como el Reino Unido son dos de nuestros mejores mercados. Si te incrementan los precios en destino vía aranceles te vuelves menos competitivo y prevemos que eso pueda afectar a las ventas con un descenso importante”, reconocen en el Consejo Regulador.

Los problemas para vender en Estados Unidos e Inglaterra a partir de ahora se añaden a una cosecha que no fue buena en cuanto a cantidad, con un descenso importante este año en la producción de uva, lo que por otra parte sin embargo puede mitigar de alguna manera el efecto del descenso previsto en las exportaciones, al producirse este año en las Rías Baixas unos 4 millones de litros de vino menos que en la cosecha del 2018, una cantidad equivalente al volumen de exportación a EEUU y Reino Unido.

El hueco dejado podrían ocuparlo vinos italianos o californianos

En el caso de los EEUU las nuevas condiciones fijadas por la Administración Trump están claras: incremento adicional de los aranceles vigentes en un 25% a las importaciones de determinados productos agroalimentarios (vino envasado, aceite, quesos, carne de cerdo, embutidos, zumos y frutas) procedentes de la mayoría de los países de la UE, entre los que se encuentra España, Francia, Reino Unico y Alemania, como integrantes del consorcio Airbus, pero no Italia, por ejemplo.

“El palo es tremendo porque coincide que tanto los EEUU como el Reino Unido son dos de nuestros mejores mercados” (Agustín Lago, D.O. Rías Baixas)

Esto supone que el posible hueco que dejarían los vinos gallegos podría ser ocupado por competidores italianos, por ejemplo, a los que no afectarían los nuevos aranceles (en el caso italiano la subida de aranceles solo afectaría a los licores, pero no a los vinos), o incluso por vinos norteamericanos, de la zona de California, por ejemplo.

A falta de que este viernes se publique la lista definitiva de productos (las nuevas condiciones arancelarias entrarían en vigor a partir de esa misma fecha) el nuevo gravamen incrementado en un 25% se aplicaría a los vinos embotellados con un volumen de hasta 2 litros y una graduación inferior a los 14 grados.

Otras denominaciones, menos afectadas

El resto de denominaciones de origen gallegas también se verán perjudicadas por el incremento de tasas norteamericana, pero se verán menos afectadas debido a su menor volumen de exportación, excepto algún caso individual de alguna bodega concreta.

El promedio de exportación en el resto de denominaciones ronda el 10%, con ligeras variaciones: entre el 8 y el 10% en O Ribeiro, el 12% en Monterrrei y entre el 10 y el 11% en el caso de Valdeorras. El volumen de venta en el exterior para las 96 bodegas inscritas en el Consejo Regulador de la Ribeira Sacra se sitúa en el 10%. Igual que en el caso de Rías Baixas, los Estados Unidos y el Reino Unido son dos de los principales destinos, suponiendo también en este caso más de la mitad de las exportaciones.

Con todo, el presidente del Consejo Regulador, José Manuel Rodríguez, relativiza los posibles efectos sobre los vinos de la Ribeira Sacra. “En nuestro caso no va a ser muy relevante, porque estamos menos expuestos que los que trabajan con márgenes muy pequeños en los que unos céntimos de incremento arancelario puede suponer quedar por debajo del límite de la rentabilidad. La subida de tasas aduaneras afecta siempre más a los vinos más baratos del centro de España, que son también los que más se exportan, que a los vinos de calidad gallegos, porque afecta más a los vinos que se mueven por precio”, dice.

“Los Estados Unidos y el Reino Unido son mercados que aceptan muy bien nuestros vinos” (Jorge Mazaira, D.O. Valdeorras)

En la misma situación están en Valdeorras. En la denominación que preside José Luis García Pando exportan un volumen que está entre lo 10 y el 11% de la producción total de las 40 bodegas inscritas, con EEUU, Reino Unido y Alemania como principales destinos. “Los Estados Unidos y el Reino Unido son mercados que aceptan muy bien nuestros vinos”, reconoce Jorge Mazaira, director técnico del Consejo Regulador.

“Una subida arancelaria del 25% como la que se plantea en EEUU va a incrementar los costes y si vas con un precio muy justo vas a tener menos capacidad de asumir ese incremento, por lo que las medidas anunciadas por Trump van a afectar más o menos en función de la política de precios llevada a cabo por cada bodega en los últimos años y el margen de beneficio con el que trabajen”, explica.

“Son mercados globales, donde vendes aquí y allí, y este tipo de medidas nos afectan a todos en mayor o menor medida, aunque seguramente habrá otras denominaciones más afectadas que la nuestra por una simple cuestión de volumen de exportación”, argumenta el responsable técnico de los vinos de Valdeorras.

Reorientar la política de internacionalización de las bodegas

El mercado gallego asume el 70% de la producción de vino de O Ribeiro y el resto del Estado alrededor de otro 20%. Exportan, por lo tanto, entre un 8 y un 10% de su producción anual. Los vinos de O Ribeiro viajan principalmente hacia el Reino Unido y centroeuropa dentro de la UE, también hacia Asia y Japón y hacia EEUU, México y Colombia en el continente americano.

“El Reino Unido es un país donde casi no hay vino, por lo que la incidencia de los nuevos aranceles tras el Brexit va a afectar a todos por igual, tanto a los vinos gallegos como a los franceses, a los italianos o a los de la Rioja” (José Manuel Rodríguez, D.O. Ribeira Sacra)

“Creo que para nosotros los efectos de las medidas en Estados Unidos no van a ser tan importantes como en otras denominaciones, porque tenemos exportación a EEUU pero no es relevante. La exportación al Reino Unido sí que es más relevante que a los Estados Unidos”, reconoce Juan Casares, presidente del Consejo Regulador.

“Las empresas tendrán que adaptarse a esas nuevas tasas, hacer una reflexión y reorientar la política de internacionalización de las bodegas hacia nuevos nichos de mercado”, considera, porque “con un arancel del 25% más va a ser muy difícil competir”, opina.

El presidente de los vinos de O Ribeiro afirma que “el Brexit tampoco es una buena noticia” y rechaza el modo de actuar tanto de Donald Trump como de Boris Johnson. “Cada país es soberano, pero no comparto las medidas ultraproteccionistas que van contra la lógica de los mercados en este momento y que perjudica a las dos partes, porque salen perdiendo los exportadores pero también los consumidores de esos países, que se ven privados de una variedad de productos que van a dejar de tener”, razona.

Esperando por las condiciones finales del Brexit

Otras denominaciones tampoco se verían muy afectadas por las medidas de Trump pero siguen con atención los acontecimientos relativos al Brexit. Los vinos de la D.O. Monterrei tienen en el Reino Unido su principal destino exterior. En conjunto, el volumen de exportación de los vinos de esta denominación se sitúa en el 12% y 10 serían las bodegas más afectadas. “Estados Unidos supone para nosotros poco porcentaje de ventas, pero el Reino Unido sí que absorbe una cantidad importante, de hecho, el año pasado fue el principal país de destino de nuestros vinos, por lo que una subida brusca de aranceles en este caso sí que sería más problemático”, indican en el Consejo Regulador.

“Inglaterra fue el año pasado el principal destino de nuestro vinos, pero hasta que no sepamos como quedan finalmente las condiciones tras la salida del Reino Unido de la Unión Europea no sabremos cual va a ser la incidencia real del Brexit” (Miguel López, D.O. Monterrei)

Los vinos de Monterrei están aumentando en los últimos años sus ventas en el exterior, aunque sus principales destinos están dentro de la Unión Europea, con el Reino Unido a la cabeza, seguido de Holanda, Bélgica o Alemania. “En EEUU ya sabemos que al subirnos los aranceles nos va a perjudicar en la exportación, pero la incidencia no será muy significativa porque el volumen de exportación a ese país tampoco es muy elevado, pero en el caso del Brexit, que nos cogería más de lleno, aun no tenemos una idea clara de cómo va a afectar porque no sabemos como va a quedar, no lo saben ni siquiera ellos, y hasta que no sepamos como quedan finalmente las condiciones para la exportación de vinos no sabremos la incidencia real que podría tener el Brexit”, razona Miguel López, el director técnico de la denomiación.

¿Cómo va a afectar a los competidores?

Tras el acuerdo alcanzado en las últimas horas entre la Comisión Europea y el Gobierno de Boris Johnson para una salida pactada a partir del próximo 31 de octubre, falta por conocer la letra pequeña del acuerdo, así como las condiciones para el periodo de transición previsto hasta finales de 2020.

Estados Unidos es un país donde se produce vino, por lo que las medidas proteccionistas podrían incentivar el consumo interno de vino. Pero el caso del Reino Unido es diferente. “Inglaterra es un país donde casi no hay vino y las nuevas condiciones tras el Brexit van a afectar por igual a todos nuestros competidores, por ejemplo, los franceses o los italianos, a la hora de enviar sus vinos al Reino Unido”, razona José Manuel Rodríguez.

Galicia exportó el pasado año 20 millones de litros de viño por valor de 45 millones de euros

Evolución das exportacións de viño de Galicia.

Evolución de las exportaciones de vino de Galicia.

Las cinco Denominaciones de Origen gallegas exportaron el pasado año 20 millones de litros de vino, por valor de 45 millones de euros, logrando un precio medio de 2,21 euros por litro. Desde el año 2000 el valor de las exportaciones de los vinos gallegos se multiplicó por tres, pasando de 17 millones de euros a comienzos de este siglo a 50 millones en el año 2017, el ejercicio de más facturación hasta el momento.

A lo largo de estos años, las exportaciones fueron diversificándose y ampliando el abanico de países a los que se dirigen. Los principales destinos de los vinos gallegos hoy en día son Estados Unidos, el Reino Unido, China y Canadá donde las ventas sumaron 19,6 millones en el 2018. Norteamérica, que ya en el 2000 era uno de los principales mercados para los vinos gallegos, continúa afianzándose y las ventas en el pasado año alcanzaron los 14 millones de euros.

Las bodegas gallegas están exportando en valor un 41,5% a Estados Unidos y Reino Unido. Si a esto añadimos China, la cifra sube ata el 50%. Galicia ocupa en la actualidad el 12º lugar en volumen y el 13º en valor del conjunto de las Comunidades Autónomas. Las tres primeras comunidades por valor en la categoría de vinos blancos envasados son Castilla y León, Cataluña y Galicia, con los vinos albariños de las Rías Baixas como punta de lanza.

Además, la recuperación del mercado británico desde 2016 y el crecimiento del de Estados Unidos y Alemania desde el 2014 potenció las exportaciones de la Denominación Rías Baixas. En la actualidad, de las 184 bodegas adscritas a la denominación Rías Baixas, 103 se encuentran en planes de exportación. De estas, medio centenar exportan sus vinos a Estados Unidos, principal mercado internacional para los vinos de esta denominación con 2.468.535,50 litros en el 2017 y 2.373.862,93 litros el pasado año. En total, España exporta a Estados Unidos 300 millones de euros anuales en vino.

 

image_print

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK | Más información