Baja en los hogares el consumo de carne de vacuno y ovino y crece el de huevos y yogures

Los productos frescos son los que mayor presencia tienen en la cesta de la compra en España y la carne y el pescado se llevan buena parte del presupuesto. Galicia se sitúa entre las comunidades dónde mayor gasto per cápita se contabiliza en alimentación

Publicidade
Baja en los hogares el consumo de carne de vacuno y ovino y crece el de huevos y yogures

El Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación acaba de hacer públicos los datos del Informe de Consumo de Alimentación en España en 2018, que ofrece una visión en conjunto de sobre el comportamiento alimentario de los residentes, tanto dentro como fuera del hogar.

En el informe se detalla que los productos frescos son los que mayor consumo tienen en los hogares españoles, con un volumen consumido del 39,5% y un valor del 42,9%. El precio medio de los productos frescos, superior a la media de alimentación, está detrás también de que los hogares destinen un presupuesto similar al del año anterior a estos gastos, aunque se compre menos.

La fruta, las hortalizas, las patatas frescas, la leche y sus derivados se encuentran entre los productos con un mayor consumo. De hecho, los lácteos representan un 17% del consumo, seguido de las frutas frescas (14%) y las hortalizas y patatas frescas (12,3%). Estos tres grupos de alimentos juntos representan más del 50% de los kilos de comida consumidos en los hogares.

Mientras, en valor, los españoles gastan más en carne y en pescado que representa el 33,6% del presupuesto en alimentación del hogar. Así, aunque la compra de carne representa un 7% de los quilos de alimentos adquiridos supone un 20% del gasto en alimentación.

La leche, la fruta, las hortalizas y patatas representan más del 50% de los kilos de comida consumidos en los hogares

Pese a que la carne sigue a ser uno de los productos destacados en los hogares, junto a los pescados y las patatas frescas, su consumo ha descendido por encima del 3% en el último año. El mercado total de carne acapara menor gasto en 2018 que un año antes y además se ha reducido el consumo de carne fresca. Destacan la evolución negativa de ovino (8,5%), conejo (16,4%) y vacuno (5,2%). Sólo la carne transformada crece durante el año 2018, con una variación del 1,9%, si bien no es suficiente para hacer crecer el mercado total de carne.

En cuanto a las bebidas consumidas en el hogar, el agua envasada (+2,6%) unida a la sidra son las bebidas que mejor evolucionan durante el año 2018 y que incrementan el consumo dentro del hogar de forma muy significativa (+22,8% de crecimiento para sidra), mientras los vinos descienden 2,4% en consumo.

Fuente: Minesterio do Agricultura, Pesca y Alimentación.

Fuente: Minesterio do Agricultura, Pesca y Alimentación.

En el informe también se recoge que, cada vez más, los españoles tienden hacia los productos listos para consumir, como ensaladas o platos preparados, y que se reduce la ingesta de azúcares y las proteínas de origen animal. También se incrementa el consumo de aceite de oliva, con un aumento del 9,2% del aceite virgen y del 7,2% en virgen extra.

A la vista de estos datos, el ministro en funciones, Luis Planas, ha destacado que, en general los españoles cuidan su alimentación y están dispuestos a gastar más en productos que ofrecen un valor añadido como el aceite de oliva virgen extra.

Galicia, entre las regiones con mayor consumo y gasto

Por comunidades autónomas, Galicia se encuentra entre las regiones con un mayor consumo y gasto per cápita. Así, la comunidad gallega el consumo per cápita se sitúa en los 665,05 kilos-litros, frente a los 629,69 kilos- litros de la media española.

También en lo que se refiere al gasto, Galicia se sitúa como una de las zonas con mayores cifras, por encima de la media estatal que se fija en los 1.497,13 euros por persona al año y que en el caso de la Galicia asciende a 1.625,09 euros por persona al año.

Mayor gasto en alimentación

Según se recoge en el documento, el gasto total en alimentación en 2018 ascendió a 103.077,41 millones de euros, lo que supuso un incremento del 0,5% con respecto a 2017 y se mantiene así la tendencia creciente de los últimos años. El mayor gasto se debe a un consumo doméstico, un 66,5% , frente al 33,5% que representan las consumiciones fuera del hogar.

El gasto total dentro de los hogares españoles ascendió a 68.538 millones de euros, lo que supone un 1,6% más que en 2017. Este incremento se debe al aumento del precio medio (1,8%), ya que el volumen total adquirido se mantuvo estable.

De media, cada español ingirió en torno a 138,18 kg/l. y gastó cerca de 1.029 euros en alimentación y bebida fuera del hogar

Mientras, el gasto en alimentos y bebidas fuera del hogar ascendió a 34.593 millones de euros, con un volumen consumido de 4.637 millones de kilos y litros. En volumen, fuera del hogar se consumen más bebidas (69%) que alimentos (31%), mientras que la proporción se invierte en términos de valor (40% en bebidas y 60% en alimentos) principalmente por el efecto que tiene el precio medio total y el tipo de producto que se consume. Como media, cada español ingirió en torno a 138,18 kg/l. y gastó cerca de 1.029 euros.

Fuera del hogar de nuevo las hortalizas, carne, y pescados vuelven a ser de los más consumidos junto al pan y mariscos mientras que las frutas no tienen tanto peso. En cuanto a las bebidas, la cerveza y el agua concentran cerca del 55% de bebidas fuera de casa.

image_print

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK | Más información