La sección ‘Noticias de empresa’ incluye informaciones de actualidad empresarial, así como las notas de prensa de firmas colaboradoras.

Ganadería Ramil de Friolfe SC instala los dos primeros robots Delaval VMS 300 de la Península

El nuevo sistema voluntario de ordeño de Delaval mejora la preparación de la ubre y acorta los tiempos de trabajo. El modelo mantiene las fortalezas de los robots anteriores de la marca, como el fácil acceso a la vaca o la información completa que aporta de cada animal

Ganadería Ramil de Friolfe SC instala los dos primeros robots Delaval VMS 300 de la Península

Gonzalo Liz, de ganadería Ramil de Friolfe, ante uno de los robots VMS 300 de Delaval que ha instalado.

La ganadería Ramil de Friolfe SC, ubicada en el municipio lucense de O Páramo, incorporó con éxito los dos primeros robots de ordeño Delaval VMS 300 de la Península. La granja instaló el primer robot hace tres meses y en los últimos días ha colocado el segundo. Hablamos con ellos para conocer cómo hicieron la transición de la sala de ordeño a un sistema voluntario ( VMS), así como para que nos detallen las ventajas que les está aportando el cambio.

La instalación de los robots de ordeño fue una decisión que la explotación tomó en base al crecimiento que estaba experimentando. En los últimos cuatro años, la ganadería pasó de 45 animales en ordeño a unos 90 y a corto plazo proyecta llegar a 120. “Nos decidimos a hacer una nave nueva porque la otra se quedaba pequeña, y valoramos si instalar una sala o robots. Finalmente nos decantamos por los robots porque así necesitábamos menos espacio construido y también valoramos positivamente la información diaria de los animales que nos aporta el sistema”, explica Gonzalo Liz, que gestiona la granja conjuntamente con sus padres, Jesús y Maribel.

“El proceso de adaptación al robot fue sencillo. No pasamos en la nave ni la primera noche” (Gonzalo Liz)

Transición
La explotación montó el primer robot el 21 de noviembre de 2018 y ese día pasó ya a 17 animales a funcionar con el nuevo sistema. Una vez comprobado que las vacas se adaptaban desde el principio al robot, la ganadería fue aumentando progresivamente el número de vacas en el VMS 300, pasándolas en lotes de unas cinco, así como a aquellas que iban pariendo. En los últimos días, tras la instalación de un segundo robot, la explotación ya tiene a 68 animales funcionando con los VMS 300, en una configuración de tráfico libre, y le quedan 21 vacas en la sala de ordeño, que en menos de un mes pasarán todas al robot.

Robots VMS 300 en la ganadería Ramil de Friolfe.

Robots VMS 300 en la ganadería Ramil de Friolfe.

“Para abril, contamos de tener unos 100 animales en la nueva nave y la nave antigua nos quedará para vacas secas y novillas”, cuenta Gonzalo. “El proceso de adaptación al robot fue sencillo. No pasamos en la nave ni la primera noche. De todo el rebaño, tenemos solo unas 5-6 vacas que normalmente se retrasan en la entrada al sistema y tienes que arrimarlas por la mañana y a la tarde, pero en general las vacas se adaptan bien. Con las novillas que nunca estuvieron en la sala de ordeño y que pueden dar patadas las primeras veces, tienes también la posibilidad de colocarles manualmente las pezoneras, que es una opción de este robot que nos interesó”, destaca Gonzalo Liz.

Los resultados del funcionamiento con el VMS 300, después de tres meses, son valorados como muy positivos por la explotación. “Reducimos el tiempo de trabajo, aumentamos producción y mejoramos mucho en sanidad de la ubre, pasando de 220.000 células somáticas a unas 150.000”, explica la granja, que ya supera los 3 ordeños de promedio por animal y día, frente a los dos diarios que hacía en sala.

Cepillo rotativo para el bienestar de las vacas.

Cepillo rotativo para el bienestar de las vacas.

Gestión de datos
El cambio al VMS 300 de Delaval le permitió a la ganadería una mejora del manejo del rebaño a partir de los datos prácticos que ofrece el sistema. “Los principales datos que consultamos son la producción y las células somáticas por animal. Si detectamos algún problema, también consultamos otros parámetros, como si la vaca comió la ración de concentrado que le proporciona el robot, que es de 5,5 kilos al día” -señala Gonzalo-. “Sin ver las vacas, como las veíamos cuando estábamos en la sala, tienes mucha más información y te das cuenta enseguida si un animal tiene alguna incidencia”.

La mejora de la sanidad vino favorecida también por el cambio de nave, pues las vacas disponen de más espacio y de camas de goma pasaron a camas de carbonato cálcico, más favorables para la salud de la ubre.

Mejoras en el ordeño
Otro aspecto del robot VMS 300 que valora la ganadería es la eficacia del ordeño y el cuidado de la ubre que practica el sistema. “Si un pezón no da leche, el sistema retira automáticamente esa pezonera, que era una opción que no tenías en la sala de ordeño” -explica el ganadero-. “Mejoramos también en el flujo del ordeño, estamos en 4,11 litros por minuto, y el sistema en general no deja vacas incompletas, salvo algún caso puntual de una vaca en celo, por ejemplo”.

Interior de la nueva nave de la ganadería Ramil de Friolfe.

Interior de la nueva nave de la ganadería Ramil de Friolfe.

La granja ronda una producción en ascenso de 33 litros por vaca y día, con calidades que superan el 4,20 de grasa y el 3,30 de proteína. Con esa alta producción, destaca el limitado consumo de concentrado que le suministra la granja a las vacas, 9,5 kilos diarios (4 en el carro mezclador y 5,5 en el robot de ordeño). La ración se completa con 27 kilos de silo de hierba, 10 de silo de maíz y medio de hierba seca.

VMS 300 de Delaval, el perfeccionamiento del ordeño

El nuevo sistema voluntario de ordeño de Delaval, el VMS 300, destaca por la mejora de la eficacia y de los tiempos de ordeño de cada vaca. El delegado comercial de Delaval para la zona Noroeste, Antonio Lenza, subraya las siguientes innovaciones y fortalezas del sistema:

– Incorporación de una cámara 3D, lo que le permite mejorar la velocidad del brazo y la precisión en la colocación de las pezoneras.

– DeLaval Pure Flow, sistema de pre- ordeño independiente del circuito de ordeño, que inyecta aire y agua a presión para limpiar el pezón. A continuación, procede a la estimulación y extracción de los primeros chorros, así como al secado del pezón por vacío.

– Nuevo sistema de visión ‘ Delaval Insight’, que mejora y agiliza la preparación de la ubre, consiguiendo una estimulación que permite acortar el tiempo de ordeño. A esta característica hay que sumar la pulsación inteligente, que adapta la velocidad de ordeño al flujo de leche de cada vaca. “El V300 puede llegar a superar los 3.500 Kg. de leche por día”, subraya Antonio Lenza.

El sistema de visión ‘ Delaval Insight’ permite además que la máquina haga el primero ordeño de cada animal sin necesidad de señalar coordenadas ni emplear el joystick.

Mercado en ascenso
El crecimiento del mercado de robots de ordeño es una realidad en España que desde Delaval atribuyen a las numerosas ventajas que ofrece el sistema. “Hay ganaderos que priorizan el aumento de la cantidad de leche que pueden lograr con los VMS; otros la menor dependencia de mano de obra dedicada al ordeño, y en general, también se valora la fiabilidad de los datos que aporta el sistema, que informa de todo lo que pasa con cada vaca y controla cinco índices claves para la rentabilidad de la granja: ordeño, manejo, salud de la ubre, reproducción y alimentación”, explica Antonio Lenza.

“Los robots tienden a instalarse en granjas familiares que, además de ordeñar y alimentar a los animales, trabajan sus propias tierras para producir forrajes, con lo cual el robot les proporciona más flexibilidad horaria”, destaca Lenza.

El sistema permite que cada granja organice el ordeño de los animales en función de sus características, gestionando el tráfico y los permisos de ordeño de forma sencilla. “El caso de cada granja y cada ganadero hay que estudiarlo por separado para ver la manera de cumplir sus expectativas, maximizando la producción de leche y ajustando los requerimientos de mano de obra”, concluye Antonio Lenza.

image_print

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK | Más información