Reny Picot confirma subidas generalizadas de leche superiores a los 2 céntimos

La industria asegura que sus nuevos contratos, vigentes desde el 1 de octubre, benefician a todas sus granjas proveedoras. La empresa pasa a pagar el 80% de la leche a un precio A y el 20% a un precio B, dependiente de la evolución del mercado de la leche en polvo y de la mantequilla

Reny Picot confirma subidas generalizadas de leche superiores a los 2 céntimos

Sede central de Reny Picot en Navia, en el occidente asturiano.

Los tímidos movimientos que se iniciaron en el sector industrial para mejorar los precios de la leche tienen uno de sus principales exponentes en Reny Picot. La firma asturiana confirma que desde el 1 de octubre está aplicando subidas generalizadas de entre 2 y 3 céntimos para todas sus granjas proveedoras.

Los nuevos contratos de Reny Picot aplican una fórmula 80-20. El 80% de la leche se paga a un precio A, de mercado, y el 20% restante a un precio B, referenciado a la evolución de las cotizaciones de la leche en polvo y de la mantequilla en el Observatorio Lácteo Europeo. En cifras, el precio A se sitúa en los 27 céntimos más primas y el precio B se mueve actualmente también en torno a los 27 céntimos.

“El precio A, teniendo en cuenta las primas, puede llegar hasta los 30 céntimos en algunos casos; en tanto el precio B previsiblemente subirá si continúan mejorando las cotizaciones de la leche en polvo y de la mantequilla”, resumen fuentes de la dirección de la empresa.

Durante el último año, Reny Picot trabajaba con contratos con la fórmula 60-40%, con un 60% de la leche a un precio A y el otro 40% referenciado a los productos lácteos industriales. La nueva fórmula amplía la parte pagada a un precio A hasta el 80%, en tanto el precio B se beneficia de la mejora de las cotizaciones de la mantequilla y de la leche en polvo en los últimos meses.

Leche en polvo
La industria se caracterizó también en los últimos meses por la compra en Galicia de cisternas spot a precios de intervención de la leche en polvo, en el entorno de los 20 céntimos. Reny asegura que toda esa leche fue a parar a leche en polvo.

“Enviamos más de 2.500 toneladas de leche en polvo para intervención y aún tenemos mucha producción almacenada del último año” -explican fuentes de la compañía-. “No es cierto que esa leche fuera a parar a briks de leche líquida, como se ha dicho” -aseguran.- “Simplemente buscamos una salida para mucha leche que estaba quedando sin recoger y que ninguna industria quería. Nos gustaría que el precio de intervención fuera más alto, y así lo pedimos públicamente, pero es el que es”, concluyen.

image_print

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK | Más información