La crisis láctea continúa enquistada, con un millar de granjas por debajo de 24 céntimos

Empresas como Larsa o Leche Celta practicaron nuevas bajadas en los últimos contratos. El sector espera una mejora del mercado como única solución, en vista de la falta de medidas en perspectiva para el corto plazo

La crisis láctea continúa enquistada, con un millar de granjas por debajo de 24 céntimos

Un millar de explotaciones está cobrando en Galicia menos de 24 céntimos.

Los bajos precios generalizados que se pagan por la leche en el campo, un promedio de 28 céntimos en Galicia, no preocupan tanto como la situación concreta de 1.200 granjas en especiales dificultades. Hay alrededor de 500 que cobran por la leche menos de 20 céntimos, a precios de leche en polvo, y otras 700 más que están por debajo de 24 céntimos, según los datos que maneja Unións Agrarias.

Con esos precios, que en algunos casos se vienen arrastrando desde hace ya muchos meses, la continuidad de las explotaciones pende de un hilo. El sector coincide en el diagnóstico de la crisis, el exceso de producción en el mercado, superior a la demanda, pero otra cosa son las soluciones.

No hay medidas en el corto plazo en perspectiva para solventar el problema. La mayor esperanza se sitúa en que finalice el embargo ruso antes del 2017 y en que China y otros países emergentes reactiven las importaciones de productos lácteos.

Bruselas
De la Comisión Europea ya no se aguardan grandes medidas. Su rechazo a intervenir en los mercados es claro. La última propuesta de Bruselas, autorizar a los Estados miembros a que lleguen a autorregulaciones voluntarias de la producción, va camino de un fiasco total, según las perspectivas del sector.

En España, la Interprofesional Láctea analizó las posibilidades de una limitación voluntaria de la producción, pero el sentir de los ganaderos es que no tiene sentido limitar las entregas de leche en tanto otros países continúan incrementando la producción y canalizando sus excedentes hacia España.

Así las cosas, el problema continúa enquistado y va a más. Algunas de las industrias lácteas que operan en Galicia, caso de Larsa o Leche Celta, ya les trasladaron a los ganaderos nuevas bajadas de precio en los nuevos contratos que comenzaron en mayo.

Refinanciación de deudas

En perspectiva, sólo hay un plan de refinanciación de deudas previsto por el Ministerio de Agricultura, en colaboración con las comunidades autónomas, para afrontar las deudas de las granjas en situación más complicada.

Desde la Plataforma en Defensa del Sector Lácteo, que agrupa al conjunto de organizaciones agrarias (Fruga, OPL, Oruga, Sindicato Labrego, Unións Agrarias), cooperativas y asociaciones del sector, se mantiene el plan de realizar periódicas inspecciones sobre las entradas en Galicia de leche foránea y se continúa demandando la intervención de Medio Rural y del Ministerio en la busca de soluciones a la crisis.

En cualquier caso, en la Plataforma son conscientes de que ahora llega una época de trabajo intenso en el campo, con la siembra del maíz, por lo que las movilizaciones tendrán que esperar.

image_print

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK | Más información