Requerimientos de madera de la industria gallega de tablero

Finsa consume más del 20% de la madera que se corta en la comunidad, la mayor parte dedicada a tableros de fibra MDF. La industria destaca la importancia del pino para su cadena de producción y apunta dificultades para un mayor consumo de eucalipto

Publicidade
Requerimientos de madera de la industria gallega de tablero

El pino es la principal materia prima empleada en los tableros de Finsa.

La industria del tablero es una de las grandes consumidoras de madera en Galicia. Finsa, la principal referencia, destaca a nivel europeo como especialista en tablero de fibras de media densidad (MDF), que se puede considerar como el producto de gama alta del sector. La empresa gallega también elabora tableros de partículas (aglomerado), se dedica al aserrado -en menor volumen-, e integra valores añadidos y soluciones en madera a partir de esa primera transformación: recubrimientos melaminicos, rechapado, suelos, muebles y componentes, papel decorativo, etc. De cara a los próximos años, ¿qué requerimientos de madera tiene Finsa para sus líneas de tablero?

Las necesidades actuales de Finsa se sitúan en 3,1 millones de toneladas de madera anuales, de los que 1,9 millones de toneladas se transforman en las cuatro plantas gallegas del grupo. Del volumen utilizado en Galicia, 1,4 millones de toneladas son madera de pino, 200.000 toneladas de eucalipto, 200.000 de frondosas diversas y 100.000 de madera reciclada para una segunda transformación.

Finsa produce un 90% del MDF gallego con pino y el 10% restante con eucalipto

La empresa, que también cuenta con unidades productivas en Portugal, Francia, Teruel y Barcelona, elabora en Galicia el 77% de su producción de MDF, alrededor de 750.000 metros cúbicos de un total de casi un millón; así como el 47% de su producción de tablero de aglomerado, casi 450.000 metros cúbicos de un total de 900.000. La firma también produce alrededor de 200.000 toneladas de madera aserrada al año en la comunidad.

Si dejamos a un lado la línea de aserrado, las principales exigencias de calidad de Finsa en la compra de materia prima se centran en su gama alta de tablero, en el MDF, pues el aglomerado se elabora en buena medida con maderas recicladas, procedentes de usos diversos (palés, cajas, muebles descartados, etc.), con ramas de restos de tala y con frondosas (abedules, alisos, etc.).

Necesidades para tableros de fibra
El 90% del MDF de Finsa en Galicia es producido con madera de pino, tanto de pino del país como de insigne y silvestre. Otro 10% se hace con eucalipto, un 6% con eucalipto globulus en la planta de Padrón y otro 4% con eucalipto nitens en la planta de Rábade.

Tablero de MDF.

Tablero de MDF.

El técnico de I+D de Finsa, Carlos Rial, detalla los parámetros que debe cumplir la madera para tableros de fibra: “La madera ideal es blanda y de fibra larga, como la del pino. Con la madera dura y de fibra corta -como la del eucalipto-, tenemos un mayor consumo de energía y, sobre todo, tenemos peor adhesión de las fibras, mayor consumo de resinas y aditivos y un producto final con peor moldurabilidad y estabilidad dimensional, lo que es una cuestión importante en los usos de los tableros en carpintería”.

El uso de madera de eucalipto para MDF es “más complejo y costoso”, según señaló Rial en unas recientes jornadas técnicas organizadas por Lourizán para valorar los requerimientos de madera de la industria forestal gallega. “Hasta el año 2008 tuvimos una planta que producía cerca del 100% del MDF con madera de eucalipto, desarrollando un enorme esfuerzo de mejora en el procesado de eucalipto para MDF, pero los resultados no fueron suficientes, así que a partir del año 2008, decidimos reorganizar nuestra producción”, explica.

“El uso de eucalipto para MDF es más complejo y costoso. En Finsa estaríamos felices si tuviésemos coníferas por muchos años” (Carlos Rial)

Las preferencias de Finsa para la producción de tablero de fibra se sitúan claramente con las maderas de coniferas, representadas por el pino. Consume indistintamente pino del país, radiata y silvestre. En cuanto al pino del país (‘Pinus pinaster’), funciona bien en general, pero en Galicia presenta el hándicap de tener un color más oscuro, una cuestión penalizada en ciertos mercados y aplicaciones de tablero. “El ‘Pinaster’ de las Landas, el pino silvestre, o la pícea, por ejemplo, presentan un color más claro, posiblemente por una menor presencia o diferente reparto de extractos en la madera, además de por posibles razones ligadas al tipo de suelo donde crecen, climatología y silvicultura”, valora el técnico de I+D de Finsa.

Carlos Rial, en las jornadas organizadas por el Centro de Investigación Forestal de Lourizán.

Carlos Rial, en las jornadas organizadas por el Centro de Investigación Forestal de Lourizán.

Resultados con el eucalipto
En eucalipto, los resultados mas desfavorables para MDF se registran con el globulus, en tanto el eucalipto nitens logra un nivel de calidad final intermedio entre el pino y el globulus. Preguntado por si Finsa puede aumentar el consumo de nitens, una especie con plantaciones en expansión en Galicia, Rial se muestra relativamente escéptico, dados los mayores costes y peores características técnicas de esa madera para los tableros de fibras. Rial advierte de que sería preciso profundizar en investigación y desarrollo tecnológico para poder absorber más nitens en el MDF, con calidades y costes mas idóneos.

“Que la superficie del pino vaya para abajo en Galicia es un problema para nosotros. En Finsa seríamos felices si tuviésemos coníferas por muchos años”, reconoció Carlos Rial en las jornadas del Centro de Investigación Forestal de Lourizán.

El consumo de madera de pino para MDF se centra en trozas con un diámetro de entre 10 y 18 centímetros, no propicias para el aserrado, y preferiblemente de madera que no sea juvenil, pues ese tipo de materia prima presenta menor resistencia mecánica. Finsa destaca que la demanda de pino para MDF fue en ascenso en los últimos años en Galicia.

El problema del mercado de pino radica en su uso para aserrado, pues ni los precios ni la demanda recuperaron los niveles anteriores al inicio de la crisis de la construcción, en torno al 2008.

Datos generales de Finsa

– El origen de Finsa se remonta a 1931, de la mano de Manuel García Cambón. En la actualidad dirige la empresa la tercera generación de la familia.

– La sociedad cuenta con cuatro plantas en Galicia (Padrón, Santiago, Ourense y Rábade), dos en Teruel, una en Barcelona y sendas unidades en Portugal y Francia. También tiene una división química, con centros en Caldas (Foresa), Portugal (Bresfor) y Francia (Foresa France).

– La facturación de Finsa en 2016 fue de 800 millones de euros. Ese mismo año invirtió 60 millones de euros y tenía 3.100 empleados en plantilla.

– Finsa produce más de 2 millones de metros cúbicos de tablero al año.

– La empresa procesa 3,1 millones de toneladas de madera anualmente, de los que 1,8 millones son cortadas en Galicia. Ese volumen de talas representa más de un 20% del total de la comunidad.

image_print

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK | Más información