La ordenación del uso de la tierra en Galicia sigue pendiente de un gran acuerdo

Fue una de las conclusiones de la jornada del Masterterra celebrada ayer en Lugo. José Manuel Silva subraya la necesidad de ordenación territorial para que las ganaderías de vacuno de leche puedan producir más en base a forrajes y emplear el paisaje como reclamo para los productos agroalimentarios gallegos

Publicidade
La ordenación del uso de la tierra en Galicia sigue pendiente de un gran acuerdo

Mesa redonda sobre los usos de la tierra en Galicia organizada por el Masterterra

La necesaria ordenación de los usos de la tierra en Galicia precisa aún de un gran acuerdo entre todos los sectores implicados (ganaderos, propietarios forestales, organizaciones ecologistas, administración…etc) y del establecimiento de un sistema de penalizaciones y de estímulos fiscales para potenciar los usos adecuados de cada terreno. De este modo se reducirían los conflictos entre usos forestales -plantaciones de eucaliptos, fundamentalmente- y ganaderos y agrícolas así como se frenaría el creciente proceso de abandono de superficie agraria útil.

Esta fue una de las conclusiones de la jornada de debate organizada este miércoles en Lugo por el Máster Universitario en Gestión Sostenible de la Tierra y del Territorio (Masterterra) bajo el título “El territorio: ¿para que? El aprovechamiento de la tierra en Galicia ante los retos globales en el siglo XXI”.

La conferencia inaugural corrió a cargo de José Manuel Silva Rodríguez, Ex-Director General de Agricultura y Desarrollo Rural de la Comisión Europea, y a continuación se celebró una mesa redonda en la que participaron Higinio Mougán, gerente de la Asociación Gallega de Cooperativas Agrarias (Agaca); Ramón Reimunde, presidente de la Federación de Asociaciones de Productores de Madera de Galicia (Promagal); Alberte González Rodríguez, arquitecto, y Xosé María Tubío Sánchez,  investigador del Labotario del Territorio (USC).

“Debe haber un enfoque para motivar, no para prohibir”

En su conferencia, José Manuel Silva subrayó que la falta de ordenación del territorio en Galicia y de los usos de la tierra “es un problema complejo e interdisciplinar en el que hay que escuchar a todos los sectores implicados y no caer en maniqueismo de, por ejemplo, que las plantaciones de eucaliptos están mal y todo lo ecológico está bien”.

“La única vía es dialogar entre todas las partes y llegar a consensos asumibles por todos” añadió el que fue responsable de la Dirección General de Agricultura y Desarrollo Rural de la Comisión Europea. En cuanto a la aplicación de esos acuerdos en forma de ley por parte de la Administración, José Manuel Silva se mostró más partidario de que los propietarios asuman esos usos de sus terrenos por la vía voluntaria, mediante políticas fiscales incentivadoras, que por la vía obligatoria y sancionadora.

En cuanto a sus repercusiones, el que fue alto responsable de la política agrícola de la UE, subrayó que “cuando un territorio está ordenado tiene notoriedad y le da valor añadido a los productos agrarios de la zona”.

“El futuro del vacuno de leche en Galicia pasa por producir más forrajes y eso exige ordenar el territorio”

Y puso como ejemplo el sector del vino en Galicia, vinculado a Denominaciones de Origen y al territorio, con un alto valor añadido, contraponiéndolo al sector de la leche, en el que no se asoció la producción gallega a un paisaje y a la elaboración de productos de más valor.

Pero sobre todo, José Manuel Silva defendió la necesidad de ordenar el territorio gallego para que las ganaderías de vacuno de leche puedan incrementar la producción de forrajes propios y depender menos de la compra de piensos. “Habría que intensificar la producción de forrajes en Galicia, pero eso se complica por la falta de ordenación del territorio”, advirtió José Manuel Silva.

Higinio Mougán: “Se deberían establecer bonus y malus por la utilización de la tierra”

Por su parte, el gerente de Agaca, Higinio Mougán defendió también el establecimiento para regular usos de la tierra de un sistema de “bonus y malus” a nivel de fiscalidad.

Además, reclamó a las distintas administraciones “más información, agilidad y contar con las personas que viven en el rural” para el establecimiento de políticas de ordenación del territorio. “No puede ser que para desbrozar una parcela en Red Natura 2000 la administración tarde casi un año en concederle el permiso al ganadero o que en las ayudas de la PAC se castigue a las ganaderías que hacen pastoreo bajo arbolado y en pastos arbustivos, sobre todo en zonas de montaña”, denunció el responsable de Agaca.

En cuanto a los conflictos por el uso de la tierra, Higinio Mougán los situó sobre todo “en las zonas ganaderas donde hay demanda de tierras y los ganaderos compiten con las plantaciones de eucaliptos y en el corredor atlántico de Galicia donde los usos agrarios y ganaderos compiten con los usos urbanos.

Por lo demás, el responsable de las cooperativas gallegas subrayó que la ordenación del territorio también favorecería la incorporación de gente joven a la actividad agroganadera, así como ganaderías más sostenibles que produzcan leche y carne en base a pasto y a forrajes.

Por su parte, Ramón Reimunde, presidente de Promagal, destacó la importancia del sector forestal, y en concreto de la producción de madera de eucalipto, para Galicia. “Cortamos el 50% de la madera de España y sólo en la Mariña lucense calculamos que tenemos madera en los montes por valor de unos 1.000 millones de euros”m subrayó.

Promagal: “No hay ordenación del sector forestal en Galicia”

En opinión del presidente de Promagal “el monte permite diversos usos, desde la producción de madera y biomasa, a la instalación de parques eólicos o el establecimiento de pastos para el ganado”.

Sin embargo, reconoció que “hay una mala gestión forestal del territorio, o bien no existe gestión forestal”, por lo que reclamó un nuevo Plan Forestal de Galicia “que ponga fin a la anarquía que hay en el sector en Galicia y de la que sacan beneficio las grandes multinacionales”.

Xosé María Tubío: “Hay legislación sobre los usos de la tierra pero no se cumple”

Por su parte, el investigador del Laborate, Xosé María Tubío, consideró difícil que las ganaderías puedan extensificarse en Galicia, produciendo en base a pastos y la forrajes, por la falta de ordenación del territorio. Recordó que entre 1985 y el 2015 se abandonaron en Galicia 145.000 hectáreas de Superficie Agraria Útil (SAU), buena parte de las cuales pasaron a plantaciones de eucalipto, que en el año 2008 ya sumaban 280.000 hectáreas, o para suelo urbano, que ocupa en la comunidad unas 200.000 hectáreas.

“Hay una Ley de Montes y una Ley del Suelo de Galicia pero la cuestión es que no se cumplen las leyes que aprueba el Parlamento”, denunció el investigador del Laborate, que contextualizou esta problemática en una dinámica mundial de “creciente desigualdad y de quitarle poder a los Estados y a los Parlamentos para redistribuir la riqueza y los recursos”. “Con Estados endebles y parlamentarios que asumen que los gobiernos no deben intervenir tenemos pocos recursos para enfrentarnos a este desafío”, concluyó Xosé María Tubío.

image_print

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK | Más información