Fuerte malestar en los ganaderos gallegos por las ayudas de la Xunta para prevenir los daños de la fauna salvaje

El sector ganadero denuncia que la Consellería de Medio Ambiente no lo tuvo en cuenta a la hora de publicar la orden de ayudas. Afirman que presenta defectos que impedirán que sea útil para prevenir los ataques a los cultivos y al ganado del lobo o del jabalí

Fuerte malestar en los ganaderos gallegos por las ayudas de la Xunta para prevenir los daños de la fauna salvaje

Fuerte malestar entre los ganaderos gallegos por la orden de ayudas para la prevención de los años de la fauna salvaje que publicó este lunes la Consellería de Medio Ambiente, Territorio y Vivienda. Diversas organizaciones coinciden en advertir de que tal y como se publicó la orden impedirá que buena parte de los ganaderos afectados por los ataques del lobo o del jabalí puedan solicitar las ayudas y que estas no serán efectivas para prevenir los daños.

Unións Agrarias: “El error de base es que la orden no fue consultada ni pactada con el sector, algo ya habitual en la Consellería de Medio Ambiente”

Así, desde Unións Agrarias denuncian que “el error de base es que el borrador de la orden no fue consultado ni pactada con el sector, como sería lógico, y pese a haber mecanismos desvanes de interlocución como el Consejo Medioambiental, o el Consejo Agrario”.

“De esta forma, la orden de ayudas que presentó la Consellería de Medio Ambiente presenta una serie de graves errores que hará inviable e ineficaz su aplicación”, advierte Jacobo Feijóo, responsable de Desarrollo Rural de Unións Agrarias.

La organización agraria pone como ejemplo los cierres fijos para manejo seguro del ganado, “donde se exige la presentación de todos los permisos y autorizaciones de obra, como la licencia municipal, en el momento de la solicitud, lo que es inviable en los casos en los que la concesión de esta licencia involucra informes positivos de otros entes administrativos, como Carreteras, Augas de Galicia, o incluso la Consellería de Medio Ambiente en el caso de la Red Natura”.

Jacobo Feijóo: “Es incomprensible que para las ayudas para cierres fijos se exija presentar todos los permisos en el momento de la solicitud”

“Lo lógico es pedir toda la documentación al final del período de ejecución de la obra, como se hace con los planes de mejora y con la mayoría de las ayudas, para que dé tiempo a obtener los permisos, no en el momento de la solicitud”, defiende Jacobo Feijóo.

“Se exige un tipo de perro mastín que no es eficaz para defender el ganado”

Por otra parte, desde Unións denuncian que esta orden de ayudas de la Consellería de Medio Ambiente “introduce un cambio no pactado en la tipología de los perros para la defensa del ganado, de forma que en esta convocatoria se exige la inscripción de los perros adquiridos en el libro genealógico de la raza, lo que en la práctica obliga a los ganaderos la adquisición de una tipología de perro de muestra, muy bueno para exposición o la defensa estática, pero incapaz de acompañar al ganado en su movimiento en el monte”.

Una crítica que es respaldada por la Asociación para lana Conservación de él Mastín Español Tradicional (ACMET), quien advierte de que los criterios que emplea la asociación que lleva la gestión del libro genealógico del mastín español son más de tipo estético y de concurso que de funcionalidad para la protección del ganado.

“Los mastines inscritos en los Libros Genealógicos expedidos por la Asociación que lleve el Libro Oficial, se rigen por un estándar en el que no se valora la rusticidad, la funcionalidad y el temperamento, características fundamentales para el buen desarrollo de su trabajo, unos perros que perfectamente pueden proceder de unos ascendentes  que no estuvieran trabajando en extensivo con el ganado en zona de lobos y osos”, subrayan desde la ACMET.

También se cuestiona desde el sector que en la orden se subvencione el Can de Palleiro, “que sí bien es una excelente raza de perro pastor y realiza un magnífico trabajo con los rebaños, no tiene aptitudes ni capacidad de enfrentarse al lobo, lo que hace inexplicable su presencia en el marco de una Orden de prevención de daños del lobo”.

Sociedad Gallega de Pastos y Forrajes: “Es imprescindible una corrección integral de la orden”

Ante esta situación, desde la Sociedad Gallega de Pastos y Forrajes (SGPF) demandan a la Consellería de Medio Ambiente una corrección integral de la orden.

“Para prevenir los ataques de la fauna salvaje al ganado la menor inversión que debería hacer la Xunta es en pastores eléctricos y la mayor debería ser en perros de defensa y en cierres fijos, pero con la actual orden las medidas son totalmente ineficaces”, advierte Joan Alibés, ganadero y presidente de la SGPF.

Joan Alibés: “Es inexplicable que la Consellería de Medio Ambiente haga oídos sordos a las propuestas del sector”

Así, además de los errores con el tipo de perros que se subvencionan, en el caso de los cierres fijos denuncia que las ayudas de la Consellería de Medio Ambiente “no llegan ni a cubrir el 50% de los gastos, pues subvenciona un máximo de 3,7 euros por metro, cuando el coste es de un mínimo de 8 euros el metro”.

Por último, Joan Alibés considera inexplicable la actuación de la Consellería de Medio Ambiente, “toda vez que en estos años llevamos desde el sector ganadero presentando propuestas y mantuvimos reuniones con responsables de la Consellería, pero claramente hacen oídos sordos a todas y cada una de nuestras propuestas”.

image_print

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK | Más información